Páginas vistas en total

lunes, 9 de marzo de 2009

LA GUERRA DE LAS MEDALLAS


Todas las cosas que pasan en la vida, tiene un origen y normalmente un final y este lío que hay formado en el mundo taurino con la entrega y devolución de medallas, no iba a ser menos.
Sin lugar a dudas, el primer culpable de lío actual es el Ministro de Cultura, al dejarse mal aconsejar, yo creo que de toros este Ministro no tiene de idea y proponer a Rivera Ordóñez, para que le sea entregada la Medalla de Oro a las Bellas Artes a un torero mediocre, pero mediático, como lo es Rivera Ordóñez y compararlo así con otros toreros, como su abuelo Antonio Ordóñez, El Viti, Curro Romero, Paco Camino y José Tomas entre otros.
El segundo culpable de esta revolución ha sido Morante de la Puebla, aunque este al menos ha sido mas sincero y lenguaraz y ha dicho lo que la inmensa mayoría de aficionados y profesionales taurinos pensamos: “que esta medalla es un vergüenza”, pero tampoco lo ha dicho, solo por eso, lo ha dicho y no nos engañemos, por aquella declaración de Rivera Ordóñez hizo creo que hace dos años, cuando se le pregunto, como miembro de la UTE que rige la designios taurinos de La Malagueta, el motivo por el cual Morante no estaba contratado para la Feria de Málaga y este contesto: “...la malagueta no es una ONG” y yo creo que este es el origen de todo el chaparrón que después ha sobrevenido.
El tercero en discordia ha sido Cayetano, hermano de Francisco Rivera, al vetar en todas sus actuaciones a Morante de la Puebla, por sus declaraciones en contra de la medalla a su hermano. Como si Cayetano, fuera el rey de la tosería, cuando la realidad es que es un torero mas mediático y “marketiniano” que su hermano. Pero parece mentira que su tío y apoderado Curro Vázquez, le haya permitido a Cayetano decir y hacer eso.
Por ultimo y para rematar “la faena” han sido Paco Camino y José Tomás, devolviendo la misma medalla que ahora se le concederá a Rivera Ordóñez por sus actuaciones en las temporadas 2000-2002.
La guinda la ha puesto el Alcalde de Madrid, al conceder la Medalla de Oro de la ciudad de Madrid a José Tomas por sus siete salidas por la Puerta Grande de Las Ventas, (casualmente por nadie protestadas, de momento) hasta este año y quiero pensar que ha sido casualidad el que el Alcalde, en este preciso momento sea quien ponga la guinda a este pastel de medallas, pero yo creo que no era el momento mas oportuno con lo que esta cayendo a cuenta de las medallas y seguramente que de haberlo sabido Ruiz Gallardón, se hubiera pensado dos veces si dejar la medalla de José Tomás para mejor momento. Máxime ahora que el torero de Galapagar ha elegido la plaza de toros de Barcelona, para encerrarse por primera vez con seis toros, cuando pienso yo que en agradecimiento a la Ciudad de Madrid, debería hacerlo en la plaza de Las Ventas, plaza que le dio la fama de la que ahora disfruta y no debemos olvidar que prefirió la plaza de Barcelona a la de Madrid para su reaparición y además que tuvo que intervenir la Comunidad de Madrid (no sabemos si vía presupuestos) a través de Esperanza Aguirre, para que el año pasado pudiéramos verle torear en Las ventas
La cosa se podía solucionar, organizando una corrida de toros con una ganadería de prestigio para los aficionados y con los cuatro toreros y así en el ruedo solucionar estas diferencias y poner a cada uno en su sitio. Claro que si eso se hiciera, ya sabemos de antemano, que la Medalla de Oro a las Bellas Artes, no le se entregaría a Rivera Ordoñez.

2 comentarios:

  1. Coronel, ha dado usted en toda la diana. Lo que usted escribe es el verdadero trasfondo de la cuestión. La solución: a batirse en duelo en una plaza de primera categoría (¿Madrid?) Tomás, Morante y Rivera con toros íntegros. ¿Por qué no ha vetado Cayetano a José Tomás?...

    ResponderEliminar
  2. Criticon gracias por asomarte a esta casa, que es la tuya.
    Salud

    ResponderEliminar